BYD y NIO avanzan en tecnología de conducción autónoma en China

BYD y NIO, dos gigantes automotrices, obtienen luz verde en China para probar tecnología de conducción autónoma.

BYD y NIO avanzan en tecnología de conducción autónoma en China
3 min de lectura

BYD (OTC:BYDDF) (OTC:BYDDY), respaldado por Warren Buffett, y NIO (NYSE:NIO) se encuentran entre los primeros fabricantes de automóviles en recibir la aprobación de los reguladores chinos para probar su tecnología de conducción automatizada en carreteras públicas.

¡Recibe notificaciones de las últimas noticias, artículos y mucho más!

Lo que sucedió

El Ministerio de Industria y Tecnología de la Información de China anunció el pasado martes por la noche que se han aprobado a nueve fabricantes de automóviles, incluidos BYD y NIO, para probar la tecnología de conducción automatizada, informó The Wall Street Journal. Esta aprobación se aplica tanto a los fabricantes de camiones como de coches de pasajeros.

Los fabricantes de automóviles pueden probar ahora sus funciones de conducción automatizadas en áreas concretas dentro de siete ciudades aprobadas, como los principales núcleos urbanos de Pekín, Shanghái, Cantón y Shenzhen. Sin embargo, primero deben realizar evaluaciones de seguridad y pruebas antes de comenzar con las pruebas reales en carretera.

Este es el primer caso de las autoridades chinas aprobando las pruebas para tecnologías de conducción automatizada de nivel 3 y nivel 4. Estos niveles permiten a los coches tomar decisiones de conducción informadas con una intervención humana mínima.

“Poder realizar pruebas en tecnología L3 es el punto de partida de la conducción autónoma”, declaró BYD. Se espera que la aprobación acelere la aplicación de la tecnología de conducción automática.

Según el analista automovilístico internacional de Bocom, Angus Cha, la aprobación ayudará a los fabricantes de automóviles a recopilar datos reales de carretera en China y a avanzar en su tecnología L3 y L4 de autoconducción. Chan también señaló que este movimiento representa el compromiso del gobierno de realizar pruebas a mayor escala de conducción automatizada.

Por qué es importante

Tesla también se está preparando para registrar su software “Full Self-Driving” en China, con la intención de lanzarlo a finales de año. Este movimiento pone de manifiesto la creciente competencia entre los fabricantes de automóviles para dominar el sector de la conducción autónoma en China.

La aprobación de BYD y NIO para probar la tecnología de conducción automatizada se produce tras su reciente colaboración. NIO se asoció con BYD para lanzar una marca de coches eléctricos económicos llamada “Onvo”, concebida para competir con el Model Y de Tesla. Esta asociación representa un hito importante para ambas empresas, ya que buscan expandir su cuota de mercado en el competitivo mercado chino de coches eléctricos.

Además, China está invirtiendo fuertemente en el desarrollo de tecnologías avanzadas de baterías. El Gobierno de China se dispone a asignar más de 830 millones de dólares para avanzar en la tecnología de baterías de estado sólido. BYD y NIO se encuentran entre las empresas que pueden recibir esta financiación, cuyo objetivo es mejorar la seguridad, la vida útil y la velocidad de carga de las baterías.

La empresa de Warren Buffett, Berkshire Hathaway, actualmente posee una participación del 7,98% en BYD, después de haber reducido su participación del 20,49% anteriormente.

Imagen vía Shutterstock


También puedes leer: Tesla ajusta nuevamente el alcance del Model Y Long Range AWD


Para más actualizaciones sobre este tema, activa las notificaciones de Benzinga España o síguenos en nuestras redes sociales: X y Facebook.