¿Qué moneda crecerá más en 2022: Dogecoin o Shiba Inu?

En una encuesta de Benzinga, analizamos la opinión de más de 1.000 inversores acerca de qué moneda registrará mayor crecimiento durante el próximo año.

¿Qué moneda crecerá más en 2022: Dogecoin o Shiba Inu?
2 min de lectura

En una encuesta de Benzinga, analizamos la opinión de más de 1.000 inversores acerca de qué moneda registrará mayor crecimiento durante el próximo año.

Esta semana planteamos la siguiente pregunta a 1.000 visitantes de Benzinga con respecto a Dogecoin (CRYPTO: DOGE) y Shiba Inu (CRYPTO: SHIB): El año que viene, ¿qué moneda registrará la mayor ganancia porcentual, Dogecoin o Shiba Inu?



¿Quieres hacer trading de criptomonedas? ¡En la plataforma eToro puedes operar con más de 60 criptomonedas diferentes!

Estos son los resultados completos de la encuesta de esta semana:

    • Dogecoin: 57,9%
    • Shiba Inu: 42,1%

Casi 3 de cada 5 encuestados dijeron que Dogecoin experimentará una ganancia porcentual mayor que Shiba Inu para finales de 2022. El domingo, Dogecoin cotizaba un 1,33% a la baja en los 0,1883 dólares.

Dogecoin, que se ha convertido en la criptomoneda meme más prominente debido a la promoción que le han hecho durante el año 2021 personas conocidas como el CEO de Tesla Inc (NASDAQ:TSLA), Elon Musk, y Snoop Dogg. De hecho, los inversores que compraran Dogecoin el 26 de diciembre de 2020 y lo hayan mantenido hasta el día de hoy, habrán obtenido un retorno de la inversión del 4.607%.

Por su parte, Shiba Inu ha subido aproximadamente un 0,19% hasta los 0,00003739 dólares en las últimas 24 horas. Shiba Inu también ha registrando un avance asombroso en 2021: Los inversores que compraran Shiba Inu el 1 de junio de 2021 y lo hayan mantenido, habrán obtenido un retorno de la inversión del 296%.

A pesar de que las criptomonedas Dogecoin y Shiba Inu comparten la misma temática de perro, operan de formas muy diferentes… Leer más

Benzinga realizó esta encuesta en diciembre de 2021 e incluye las respuestas de una muestra de población adulta mayor de 18 años.

La participación en la encuesta fue totalmente voluntaria y no se ofrecieron incentivos a los posibles encuestados. El estudio refleja la opinión de más de 1.000 adultos.