Intel hará chips para coches en sus instalaciones de Irlanda

La compañía pretende así subsanar la abrumadora escasez que están sufriendo fabricantes de vehículos como Ford y Tesla

Intel hará chips para coches en sus instalaciones de Irlanda
2 min de lectura

Intel Corp (NASDAQ:INTC) reservará parte de sus instalaciones de Irlanda con el fin de elaborar chips para los fabricantes de automóviles afectados por la escasez, según afirmó el martes el CEO Pat Gelsinger en un evento.

Lo que ha sucedido

El fabricante de chips con sede en Santa Clara (California) tiene como objetivo convertir una parte de sus instalaciones de Irlanda, que fabrica procesadores informáticos básicos, para atender al sector automotriz, según anunció Gelsinger en el salón del automóvil IAA de Múnich, de acuerdo con la información proporcionada por Reuters.

Además, Intel tiene previsto invertir hasta 80.000 millones de euros durante la próxima década para construir nuevas instalaciones de fabricación de chips en Europa. La empresa anunciará la ubicación de dos importantes nuevas plantas europeas de fabricación de chips a finales de año.

Según la información de Reuters, las instalaciones de fabricación podrían estar en Alemania y Francia. Polonia, donde Intel ya tiene presencia, también podría ser considerada para ello.

Lee también: Intel podría adquirir GlobalFoundries por 30.000M$

Por qué es importante

El plan de Intel llega en un momento en que los fabricantes de automóviles tienen problemas para obtener suficientes chips para fabricar sus vehículos rápidamente.

La escasez global de chips ha obligado a empresas como General Motors Co (NYSE:GM), Ford Motor Co (NYSE:F) y Tesla Inc (NASDAQ:TSLA), entre otras, a detener la producción en algunas de sus principales plantas y a retrasar las entregas.

Esta larga crisis comenzó el año pasado cuando la demanda, que se vio afectada por la Covid-19, volvió a subir más rápido de lo previsto y fabricantes de chips como Taiwan Semiconductor Manufacturing (NYSE:TSM) e Intel no pudieron abordar el repentino aumento de nuevos pedidos de fabricantes de automóviles y de smartphones.

El movimiento de los precios

El martes, las acciones de Intel cerraron un 0,26% a la baja en los 53,65 dólares.