Munster: los problemas de ‘inventario’ de Tesla y Ford seguirán

Gene Munster, socio gerente de Loup Ventures, cree que Tesla y Ford seguirán teniendo problemas de 'inventario ajustado' de coches nuevos

Munster: los problemas de ‘inventario’ de Tesla y Ford seguirán
3 min de lectura

Gene Munster, socio gerente de Loup Ventures, escribió en su última nota que Tesla Inc (NASDAQ:TSLA) y Ford Motor Co (NYSE:F) seguirán teniendo problemas con el bajo inventario de vehículos nuevos debido a la escasez global de chips y componentes.

Lo que ha sucedido

Los clientes estadounidenses interesados en comprar coches nuevos se han encontrado con plazos de entrega extendidos hasta seis meses en algunos casos debido a la escasez de semiconductores. 

Según la firma de capital de riesgo que ha realizado la investigación, el plazo de entrega promedio de la popular camioneta pickup F-150 de Ford, que es la más vendida en EE.UU., es de 4-6 meses aproximadamente ahora mismo, mientras que el del Model 3 y el Model Y de Tesla es de 2-3 meses.

El plazo de entrega promedio antes de la pandemia era de aproximadamente un mes y medio, según Loup Ventures, que contactó con 50 concesionarios de automóviles de EE.UU. y encuestó a sus vendedores sobre los plazos de entrega de coches nuevos.

Lee también: CEO de Ford: La crisis de chips ha cambiado la ‘normalidad’

“Algunas empresas están sobreviviendo con su inventario actual, mientras que otras, como Ford, se encuentran en condiciones extremadamente preocupantes. El coche más popular en EE.UU. es la camioneta pickup F-150, que nos resultó casi imposible de encontrar en stock”, según escribió Munster en la nota.

Jim Farley, CEO de Ford, señaló a principios de este mes que el fabricante de vehículos depende de un inventario ajustado y planea “hacer que sus inventarios sean históricamente más bajos”.

Elon Musk, CEO de Tesla, atribuyó el mes pasado el aumento de precios a las presiones de la cadena de suministro como consecuencia de la escasez de semiconductores.

Por us parte, Munster señaló que, a pesar de los bajos inventarios, fabricantes de automóviles como Tesla, Ford y Nio Inc. (NYSE:NIO) habían registrado un fuerte crecimiento interanual en las entregas del segundo trimestre. El analista de Loup expresó que esto se debe principalmente a las estrictas restricciones de movilidad relacionadas con la pandemia que se impusieron en el mismo trimestre del año pasado y que las cifras de entrega podrían haber sido más altas si no fuese por la crisis de chips.

Lee también: Nio registra ventas mensuales récord en junio

El movimiento de los precios

El viernes, las acciones de Ford cerraron un 2,99% al alza en los 14,48 dólares, mientras que las acciones de Tesla cerraron un 0,63% al alza en los 656,95 dólares. 

La opinión de Benzinga

Los fabricantes de automóviles de EE.UU. registran los niveles de inventario más bajos desde hace casi doce años. Sin embargo, esto podría no ser tan negativo como parece, ya que la combinación de la fuerte demanda y el hecho de que no haya vehículos suficientes en los concesionarios están incrementando los precios y las ganancias procedentes de los coches nuevos hasta niveles récord.

Foto: Cortesía de Ford