3 acciones de coches eléctricos que podrían sufrir caídas

Analizamos los indicios que podrían indicar que las acciones de Tesla, NIO y Fisker van a sufrir un retroceso.

3 acciones de coches eléctricos que podrían sufrir caídas
2 min de lectura

Los vendedores están a punto de atacar a Tesla, Inc. (NASDAQ:TSLA).

La acción experimentó un repunte impresionante durante la semana pasada, ya que los inversores creen que se beneficiará del plan de infraestructura de Joe Biden de 2 billones de dólares, así como de un potencial Green New Deal (o Nuevo Acuerdo Verde).

No obstante, es posible que la acción se haya extendido demasiado.

La línea roja del siguiente gráfico marca dos desviaciones estándar por encima de su precio promedio reciente de 20 días. Las acciones cotizan por encima de este umbral.

Estas condiciones de sobre-compra atraerán a los vendedores al mercado, ya que esperarán una reversión al promedio. Esto podría ponerle un techo a las acciones e incluso podría provocar que bajaran.

tsla.png

NIO Inc. (NYSE:NIO) ha formado un patrón clásico de triángulo descendente que tiene implicaciones bajistas.

Los patrones de los gráficos son ilustraciones de las dinámicas de oferta y demanda que ocurren dentro de un mercado. Este patrón muestra que los compradores de NIO han sido complacientes. Al mismo tiempo, los vendedores son cada vez más agresivos.

Desde principios de marzo, los compradores se han mantenido firmes en el nivel de los 35 dólares. Por su parte, los vendedores han empujado las acciones a la baja.

A mediados de marzo, el precio más bajo que hubieran aceptado los vendedores por sus acciones era de alrededor de 45 dólares. A principios de abril, había bajado hasta los 40 dólares. Ahora, hay vendedores dispuestos a aceptar 35 dólares.

La combinación de vendedores agresivos y compradores complacientes podría provocar que bajara el precio.

nio.png

Las acciones de Fisker Inc. (NYSE:FSR) han bajado del nivel de soporte y podrían continuar con una tendencia a la baja.

Los niveles de soporte se forman cuando hay una gran cantidad de compradores dispuestos a pagar el mismo precio por las acciones. En este caso, era el nivel de los 14,75 dólares. Este fue un nivel de soporte claro durante los meses de diciembre y enero.

Ahora la acción ha caído por debajo de ese nivel, lo que significa que los compradores que estaban dispuestos a pagar 14,75 dólares han finalizado o cancelado sus pedidos.

Con esta demanda del mercado, todo apunta a que el precio de la acción seguirá cayendo.

fsr.png