Merck abandona sus estudios para la vacuna COVID-19

La farmacéutica estadounidense abandona sus ensayos para desarrollar una vacuna contra el coronavirus, tras resultados inferiores de eficacia en la Fase 1

Merck abandona sus estudios para la vacuna COVID-19
2 min de lectura

La farmacéutica Merck & Co., Inc. (NYSE:MRK), que participó de manera tardía en la revuelta por el desarrollo de una vacuna contra la COVID-19, se ha retirado de la carrera y, en cambio, ha optado por canalizar los recursos en el desarrollo de candidatos terapéuticos para la enfermedad causada por el SARS-CoV-2.

Lo que ha sucedido: Merck ha declarado este lunes que pausará el desarrollo de los fármacos V590 y V591, dos de sus candidatos a vacunas COVID-19, tras la revisión de los hallazgos de los estudios de Fase 1 de los medicamentos.

Ambos candidatos, aunque en general tuvieron un buen índice de tolerancia, registraron un perfil de respuesta inmune inferior a los observados después de una infección natural y los reportados para otras vacunas contra el SARS-CoV-2.

La vacuna desarrollada en colaboración por Pfizer Inc. (NYSE:PFE) – BionTech SE – ADR (NASDAQ:BNTX) y la creada por Moderna Inc (NASDAQ:MRNA) recibieron en diciembre la autorización de uso de emergencia. Estos fármacos exhibieron una eficacia superior al 90 %.

Merck anunció que registrará un cargo relacionado con la suspensión del desarrollo de la vacuna en el cuarto trimestre, que se reflejará en los resultados GAAP.

Asimismo, señaló que ahora enfocará sus esfuerzos en avanzar los programas clínicos y expandir la fabricación de MK-7110 y MK-4482, los dos tratamientos en investigación que está desarrollando para tratar la COVID-19. Mk-4482, también conocido como molnupiravir, se está desarrollando en colaboración con Ridgeback Bio.

Qué pasará después: Merck y sus colaboradores planean enviar los datos del estudio en Fase 1 para V590 y V591 para su publicación en revistas especializadas.

Al mismo tiempo, la compañía reafirmó su compromiso con la investigación del coronavirus y aseguró que continuará evaluando el potencial del vector del virus del sarampión y las plataformas basadas en el vector del virus de la estomatitis vesicular, mientras que busca capacidades más amplias de respuesta a la pandemia.

La farmacéutica estadounidense anunció sobre los dos candidatos terapéuticos, que publicará los resultados completos de un estudio de fase 3 de MK-7110 en el primer trimestre de este año. En diciembre, la compañía informó sobre un acuerdo de suministro con el gobierno estadounidense para avanzar en la fabricación y distribución inicial de MK-7110.

Molnupiravir, el otro candidato terapéutico, está siendo evaluado actualmente en ensayos clínicos de fase 2/3 en entornos hospitalarios y ambulatorios. La fecha de finalización primaria de estos ensayos es el próximo mes de mayo. Los datos iniciales de eficacia del estudio se esperan para el primer trimestre de 2021.

En las operaciones previas a la comercialización del lunes, las acciones de Merck cayeron un 1,1 % para quedar a 80,02 dólares.